Química

Inicio Conceptos Básicos, Propiedades Propiedades de las Sustancias Metálicas

Propiedades de las Sustancias Metálicas

Publicado por Mónica González

En química un metal es un elemento, sustancia o enlace caracterizado por su buena conductividad eléctrica y de calor, generalmente presentando el color planteado o amarillo, un alto punto de fusión y de ebullición y una elevada dureza.

Cualquier metal puede ser definido también como un elemento químico que forma conglomerado de átomos con carácter metálico.

En un metal, cada átomo ejerce apenas una débil atracción en los electrones mas externos de la capa de valencia que pueden entonces fluir libremente proporcionando la formación de iones positivo (o cationes) y el establecimiento de enlaces iónicos con no metales. Los electrones de valencia son también responsables por la alta conductividad de los metales (teoría de bandas).

Los metales son uno de los tres grupos de los elementos distinguidos por sus propiedades de ionización y de enlace, junto con los semi-metales y los no metales.

La mayoría de los metales es químicamente estable, con la excepción notable de los metales alcalinos y alcalino térreos, encontrados en las dos primeras columnas a la izquierda de la tabla periódica.

Características Generales

Conductibilidad: Buena característica de conducción térmica y eléctrica.

Ductibilidad: Capacidad de ser transformada en hilos.

Maleabilidad: Capacidad de ser transformado en láminas

Elasticidad: Capacidad de volver a lo normal luego de ser estirado.

Tenacidad: Resistencia a la tracción

Cristalografía y Metalografía

Los metales presentan gran diversidad de propiedades físicas y químicas, conforme la presión, temperatura y otras variables. Además de esto, un mismo elemento puede presentar diferentes tipos de mecanismos y estructuras de cristalización, lo que también altera sus características.

Generalmente los metales presentan ordenamiento cristalino simple, con alto nivel de aglutinación atómica (lo que implica alta densidad) y numerosos elementos de simetría.

En lo que se refiere a las combinaciones, presentan fuerte tendencia a no formar compuestos entre si, pero tienen afinidad con elementos no metálicos como el oxígeno y el azufre, con los cuales forman respectivamente óxidos y sulfatos.

El tamaño, forma y disposición de las partículas metálicas, especificada por la metalografía, son fundamentales para el reconocimiento de las propiedades físicas que determinan la plasticidad, resistencia a tracción, dureza y otras propiedades del material. Estos factores pudiendo ser alterados por tratamientos térmicos (ciclos de calentamiento y enfriamiento controlados) o mecánicos (forjado, laminado, perfilado, etc.)

Categorías: Conceptos Básicos, Propiedades

Realizar un comentario