Química

Inicio compuestos químicos, elementos químicos, Propiedades Dosificación de magnesio en sangre

Dosificación de magnesio en sangre

Publicado por Mónica González

El magnesio es el segundo catión intracelular más importante, luego del potasio. El magnesio (Mg++) es cofactor en muchos procesos enzimáticos. Todas las reacciones enzimáticas ATP dependientes, necesitan de la presencia de Mg++ como cofactor en el complejo ATP-magnesio. La mayor parte del magnesio del organismo (aproximadamente el 69%) se encuentra depositado en los huesos. El resto participa en el metabolismo intermediario, alrededor del 70% circula libre, mientras que el restante 30% se halla formando complejos con proteínas (sobre todo albúmina), citratos, fosfatos, entre otros.

La concentración de magnesio en sangre, llamada magnesemia, varía dentro de rangos muy estrechos, entre 0,65 y 1,05 mmol/L. La regulación de la magnesemia se produce mediante los riñones, en particular a través del asa de Henle.

La dosificación de magnesio en sangre resulta útil para el diagnóstico y control de situaciones de hipomagnesemia (bajo nivel de magnesio en sangre) e hipermagnesemia ( nivel de magnesio en sangre por encima de lo normal).

La hipomagnesemia puede provocar a su vez hipocalcemia e hipopotasemia. El nivel de magnesio en sangre por debajo de lo normal, puede deberse a las siguientes causas:

–       Carencia exógena: dieta pobre en magnesio, alimentación parenteral sin magnesio.

–       Defecto de absorción intestinal: En estos casos el magnesio está presente en la dieta pero no es absorbido a nivel  intestinal, y por lo tanto el magnesio no pasa a la sangre.

–       Por pérdidas intestinales: diarrea, vómitos, abuso de laxantes.

–       Por pérdidas renales: defectos tubulares congénitos, diuréticos y fase poliúrica de  la insuficiencia renal aguda, son algunas de las causas que puedes causar pérdida de magnesio en la orina.

–       En estados de shock grave, puede observarse hipomagnesemia.

Son numerosos los estudios que demuestran la existencia de una correlación entre la falta de magnesio y las alteraciones de la hemostasis cálcica, potásica y fosfática relacionadas con trastornos cardíacos tales como arritmias ventriculares que no responden a una terapia convencional, sensibilidad aumentada contra la digoxina, espasmos coronarios y muerte súbita. Otros síntomas concomitantes adicionales consisten en diversos transtornos neuromusculares y neuropsiquiátricos.

La hipermagnesemia es menos frecuente, pero puede hallarse a veces en los siguientes casos:

-Hipertiroidismo, insuficiencia renal aguda con anuria, enfermedad de Addison, entre otros.

La determinación de nivel de magnesio en sangre puede medirse mediante métodos complexométricos. El magnesio es capaz de reaccionar con el azul de xilidil (una sal de diazonio) en una solución alcalina, formando un complejo purpúreo. Este complejo disminuye la absorbancia del azul de xilidil. La  disminución de la absorbancia  se puede medir fotométricamente, y es directamente proporcional a la concentración de magnesio en la muestra. La presencia de calcio se enmascara mediante el agregado de EGTA al reactivo.

Esta técnica es útil para medir magnesio en suero, plasma con heparina y orina. No emplear para esta medición plasma con anticoagulantes tales como citrato, EDTA ni fluoruro.

Categorías: compuestos químicos, elementos químicos, Propiedades