Química

Inicio Ácidos y Bases, química analítica Factores que afectan a la solubilidad

Factores que afectan a la solubilidad

Publicado por Ángeles Méndez

La solubilidad puede verse modificada de una manera brusca al variar el pH, o a través del empleo de agentes complejantes.

La temperatura afecta a cualquier constante de equilibrio y en consecuencia también consigue afectar a la solubilidad de los precipitados, pues la disolución es una reacción de tipo endotérmica y para disolver una sustancia es preciso que se le suministre energía, un aumento de temperatura, incrementa por lo general el Kps, así como la solubilidad, S.

En cuanto al disolvente, la adición de éstos que consiga modificar la constante dieléctrica del medio, cambia y altera el producto de la solubilidad y la solubilidad en sí. La constante dieléctrica ε, es inversamente proporcional a la fuerza que existe entre dos iones. Si aplicamos la ley de Coulomb, tenemos que:

F= (1 / 4 π ε). (q.q’ / r^2)

Se hace evidente, que al disminuir la constante dieléctrica, aumentará la fuerza de atracción, que designamos como F, entre los iones que tengan signo contrario y disminuirá también la solubilidad, S y el Kps.

Si añadimos etanol, cuya constante dieléctrica es de 24, a una disolución acuosa de sulfato cálcico, se rebaja su solubilidad, lo que se usa para favorecer la precipitación.

La presencia de electrolitos, también afecta a la solubilidad, así, según el tipo de electrolitos existentes, pueden tener lugar dos tipos de efectos, el salino y el efecto de ion común.

El efecto salino tiene lugar cuando el electrolito aporta iones diferentes (heteroiones), a los que intervienen en el equilibrio de precipitación. Actúan sobre la actividad de éstos y afectan también al valor del producto de solubilidad. La solubilidad crece con la concentración, así como con la carga del electrolito inerte.

Como sucede con todas las constantes, tambien el Kps, se define según la actividad de los iones en la disolución, estas actividades serán diferentes dependiendo de la fuerza iónica existente en el medio. Su influencia se puede estudiar de igual manera que se hace con los equilibrios ácido-base.

En cuanto al efecto de ion común, este se produce cuando el electrolito provoca al disolverse alguno de los iones que participan en el equilibrio de solubilidad del precipitado. Siguiendo el principio de Le Chatelier, se produce un desplazamiento del equilibrio que produce la disminución de la solubilidad.

Si tenemos un precipitado tipo AB, en equilibrio de disolución acuosa:

AB ↓ ↔ A^- + B ^+; Kps [A^-] [B^+]

Cuando añadimos una sal Na A, la cual es soluble, y se disocia enteramente en iones sodio e iones A, se produce un aumento de la concentración de iones A en nuestra disolución, por lo que el equilibrio se desplaza hacia la izquierda, precipitando AB, y en consecuencia, disminuyendo la solubilidad.

La solubilidad de AB, que anterior a la adición de la sal era. S= [B^+]=[A^-], al añadir la sal, anteriormente mencionada, tendrá un nuevo valor, S’, puede ser sustituido teniendo en cuenta que la concentración de iones A en el equilibrio es la suma de la que proviene la sal NaA, y la que procede a su vez de AB.

Categorías: Ácidos y Bases, química analítica