Química

Aleaciones

Publicado por Ángeles Méndez

Una aleación es una mezcla entre dos metales, obtenida por fusión y solidificación de éstos.

Algunas propiedades de los metales, como pueden ser la dureza, la tenacidad o la elasticidad, eran conocidas desde la Antigüedad, pudiendo mediante aleaciones, mejorar notablemente sus características.

Entre las aleaciones más frecuentes y conocidas encontramos: el bronce, el acero y el latón.

El bronce, conocido en torno a 3000 años antes de Cristo, se trata de una aleación de cobre y estaño, siendo notablemente más dura que cualquiera de ambos metales por separado. Fue tan importante este descubrimiento, que la utilización de manera cotidiana de objetos fabricados con dicho material, marcó un periodo del desarrollo de la cultura humana, la Edad de Bronce.

En las aleaciones a menudo están presentes elementos no metálicos, como pueden ser el carbono y el silicio. Un ejemplo es el acero, que se trata de una aleación de hierro con un contenido variable de carbono, y algunos otros elementos en pequeñas cantidades. La aleación de acero es conocida también desde tiempos antiguos, y se sabe que ya Aristóteles, en el año 384 a.C, describió la manufacturación de un tipo de acero de origen hindú.

El acero es inoxidable, debido a la adición de cromo y níquel, que además le confieren una mayor dureza, pudiendo ser también más tenaz si se le añade manganeso.

La dureza de las aleaciones es mayor que las de los metales puros, por ejemplo, el cobre es un metal blando, pero se endurece al mezclarlo con cinc produciendo el conocido latón.

Las aleaciones suelen estar formadas por un metal como base mezclado con pequeñas cantidades de otros metales y agente ligadores. A continuación se muestran algunas aleaciones , así como su composición aproximada:

  • Oro blanco, conocido por su uso en joyería, es una aleación con una composición del 80% de oro, 5% de cobre, 10% de níquel y 5% de cinc.
  • Acero inoxidable, muy usado en utensilios componentes de cocina entre otras muchas utilidades, está compuesto por un 72% de hierro, 18% de cromo y 10% de níquel.
  • Magnalio, usado en la fabricación de brazos de balanzas y otro instrumental, se compone de un 90% de aluminio y un 10% de magnesio.
  • Duraluminio, altamente resistente al calor, y con gran dureza, tiene un gran uso en la industria aeronáutica, se encuentra compuesto por un 94.5% de aluminio, 4% de cobre, 1% de magnesio y 0.5 de manganeso.
  • Soldadura blanda, compuesta por un 67% de plomo y un 33% de estaño.
  • Constantán, presente en los termoelementos, se compone de un 60% de cobre y un 40% de níquel.

Dependiendo de las aplicaciones de las aleaciones, éstas se pueden clasificar en distintos tipos: aleaciones anticorrosivas, aleaciones muy resistentes a la acción de reactivos químicos, aleaciones fusibles, ligeras, magnéticas, etc.

Los metales puros, tienen una estructura en la cual se encuentran los iones positivos ordenados en un retículo cristalino, siendo generalmente blandos y poco resistentes. En cambio, cuando los átomos de otro metal se mezclan, introduciéndose en dicha red cristalina, ésta pierde su forma, creándose un tipo de aleación conocida con el nombre de aleación intersticial, dando una mayor rigidez y dureza al metal.

Categorías: Conceptos Básicos, metalurgia

Realizar un comentario